Tu estás aquí.Incio » Arquitectura » La iluminación natural

La iluminación natural

La iluminación natural

La luz está cargada de aspectos simbólicos, filosóficos, y emocionales. hace más placentera nuestra vida, o al menos la forma de apreciarla. También aporta calor y energía.

Nuestro cuerpo siente la temperatura del rayo del sol, y nuestros ojos su claridad y la sombra que genera. La luz es cambiante. La atmósfera y el medio físico matizan la luz que recibimos, a través de la vegetación, de los reflejos del agua…

La luz en la arquitectura a lo largo de la historia

Catedrales-goticasLa luz natural ha ido marcando una relación especial en los espacios religiosos. Ha sido emoción en el románico, explosión en el gótico, teatro en el barroco y neutralidad en la arquitectura moderna.

Hasta la segunda mitad del siglo XX, cuando se dispuso de lámparas fluorescentes y electricidad barata, la historia de la iluminación natural y la de la arquitectura eran la misma.

Pero la luz también ha cambiado la forma de percibir el ambiente doméstico y el laboral, resultando indudables los beneficios físicos y psicológicos que aporta vivir y trabajar disfrutando de la luz natural.

La iluminación natural ha sido parte integrante de la arquitectura hasta la aparición de la luz artificial, que provocó en cierta medida que fuera relegada como elemento del proyecto. Sin embargo, la riqueza que aporta la luz natural a la arquitectura, unida a la necesidad de racionalizar el gasto energético de los edificios, la ha situado de nuevo en un lugar preferente a la hora de concebir el proyecto arquitectónico.

Los huecos

cornelláLa luz penetra en el edificio a través de los huecos que, al tiempo que permiten la iluminación del espacio interior, abren ese espacio visualmente hacia el exterior. Estos huecos son uno de los recursos principales para definir el aspecto externo del edificio, y además dotan al interior de una identidad propia en relación a la entrada de luz.

El adecuado aprovechamiento de la iluminación natural en arquitectura debe ser contemplado como un capítulo de priier orden a la hora de proyectar un edifico, que además estará mejorando la eficacia energética de lo construido sin grandes gestos tecnológicos, sólo aportando luz.

¿Por qué iluminación natural?

kanhTal vez la ventaja más grande de la iluminación eléctrica es la facilidad y flexibilidad que proporciona para diseñar las plantas, y que permite a los arquitectos ignorar la situación de las ventanas. La luz artificial es mucho más simple. Ofrece luz constante que se puede cuantificar de forma sencilla. Pero también tiene desventajas. Entre otras, las implicaciones energéticas.

Cerca de la mitad de la energía destinada a la iluminación de los edificios podría ahorrarse utilizando luz natural. Para algunos edificios, como oficinas, escuelas, bibliotecas y museos, el ahorro puede ser todavía mayor.

Además, la luz natural puede reducir la energía necesaria para calefacción y refrigeración porque puede ser más fría que la iluminación eléctrica en verano y permite el calentamiento pasivo del edificio en invierno.

La luz natural satisface la necesidad biológica de responder a los ritmos naturales del día. Los cambios, generalmente lentos y ocasionalmente drásticos, en la calidad e intensidad de la luz natura, pueden resultar estimulantes.

Objetivos de la iluminación natural

-Conseguir la iluminación estrictamente necesaria en verano.

-Que permita apagar la iluminación eléctrica, y captar en invierno el máximo de luz solar para ayudar a la demanda de la calefacción.

-Con respecto a la calidad de la iluminación, los objetivos son idénticos a los de la iluminación artificial: minimizar el deslumbramiento y los reflejos molestos, evitar los contrastes de claridad excesivos y lograr la iluminación más adecuada para el espacio considerado.

-En zonas donde no es necesario cuidar la calidad visual, el efectismo que genera la luz solar directa puede ser un elemento valioso del proyecto. Por tanto, el objetivo aquí es utilizar todo el potencial estético de la luz solar directa.

-La luz natural, al contrario que la artificial, no se puede añadir simplemente al edificio. Es parte fundamental del proyecto arquitectónico y debe estar presente desde la primera línea.

 

 

Sobre el Autor

Arquitecto

Arquitecto, especializada en diseño

Número de entradas : 528

Comentarios (2)

  • Mari Carmen

    Tras leer vuestro artículo estaría interesada en información para poder iluminar mi patio interior
    Muchas gracias

    Responder
  • Mari Carmen

    Tras leer vuestro artículo estaría interesada en información para poder iluminar mi patio interior
    Muchas gracias
    Mi teléfono es 609036658

    Responder

Deja un comentario

© 2013 Casas Restauradas by DobleClic

Ir arriba